domingo, 24 de junio de 2018

LA BUENA NOTICIA DE MI DOMINGO: JUAN BAUTISTA



Confundida con los ritos del equinoccio de verano -fuego y agua, sol orgulloso-, la figura colosal de Juan el Bautista el hijo de Zacarías -puro grito, inhóspito desierto, conversión y alarma- emerge como un gigante en medio de lasitud y la molicie del verano que llega.

Juan Bautista resume todo que es el Antiguo Testamento. El pasado de promesa y esperanza de ayer que se actualiza en el hoy y el futuro que trae Jesús. ¡Su firmeza, su austeridad hacen tanta falta en el cómodo mundo cristiano en el que se vive hoy!


Juan Bautista nos recuerda el silencio que hay que guardar sobre lo esencial. Es una flecha dirigido hacia el centro de la diana de la fe cristiana.

sábado, 23 de junio de 2018

EL MURO Y EL CÉSPED



Piedra y yerba.
Mineral y vegetal.
Inerte y vivo.
Inmutable y pasajero.
Presente y ayer.
Firme, duro y caricia, molde.
Permanente y marchito.
Eterno y efímero

Vida y sueño.

domingo, 17 de junio de 2018

LA BUENA NOTICIA DE MI DOMINGO: VIEJAS SEMILLAS, BROTES NUEVOS



Construir un mundo nuevo, un mundo mejor, donde los seres humanos nos reconozcamos como hermanos y juntos emprendamos el proyecto de Jesús que él llamaba "Reino de Dios o  Reino de los Cielos". No es algo que sólo va a ser más allá de la vida ni un reino donde se detente el poder. El reino de Jesús es en la misma vida: vivir en plenitud de alegría, de libertad, de justicia, de convivencia en paz.

En mi interior sin duda Dios ha sembrado semillas de ese reino que pueden provocar con mi colaboración el crecimiento de los frondosos árboles que dan frutos, sombra y cobijo. ¿Cuales son esas cualidades positivas que yo poseo y que, como semillas, deben crecer?

Pero también hoy en el mundo (¡incluso en el mundo de la política!) hay signos que son las semillas que podrían hacernos caminar hacia esa nueva realidad y  hacia esa sociedad igualitaria y libre que ansiamos: obviando la sospecha del oportunismo político, o del postureo de los líderes sociales, la acogida del barco rebosante de inmigrantes, la sanidad para todos, y otras decisiones que hoy se están adoptando, ¿no son como semillas que pueden crecer y crecer hasta convertirse  en árboles grandes que den la sombra de la libertad, el cobijo de la solidaridad, el regalo de la paz? 


sábado, 16 de junio de 2018

UNA ASAMBLEA PARROQUIAL MUY VIVA


Con la Asamblea Parroquial de fin  fue curso, dimos anoche por acabado el proceso de la pastoral parroquial del presente ejercicio 2017-2018. Aunque acudió menos gente de la que debiera (se interpuso un imponderable a esa hora: se celebraba el primer partido del mundial del fútbol, y éste es un dios al que mucha gente adora y al que se rinde, incluso la más piadosa), lo cierto que la reunión, abierta al dialogo y a las proposiciones, transcurrió muy fluida y tranquila, aunque quizá algo caótica por la lluvia de ideas y opiniones que se manifestaron. No se siguió rigurosamente el orden del día lo cual dotó a la asamblea de una espontaneidad y naturalidad manifiesta.

La gran cuestión común de todos los que participaron fue el deseo y intento que se vive de transformar la Parroquia de San Antonio de Padua, que es ahora prácticamente una parroquia de mantenimiento donde se sigue lo establecido oficialmente y se hace “lo de toda la vida” para convertirla en una “parroquia de evangelización”, es decir que convoque y reúna en su seno a gente nueva que haya sido capaz de haber escuchado el anuncio de que Jesus es el Salvador puesto que le puede llenar de sentido sus vidas. Pero eso, ¡cómo se hace? Hubo voces de desaliento, puesto que parece que en el iglesia siempre seamos los mismos. otros hablaban de metodologías e instrumentos de pastoral algo extraños (hacer talleres de manualidades, corte y confección, pintura… etc.) con el fin de hacer prosélitos, de que la gente llene el templo. 

Pero no se trata de eso: el fin de las parroquias no es el conseguir el éxito de que se llenen, sino el de formar comunidades más bien pequeñas de encuentro de gente que se haya a la vez encontrado con Jesús. ¿de qué sirven los bancos llenos de personas si estando tan juntos no nos reconocemos como discípulos de Jesus, hermanos de esa gran familia?

Acabóse la asamblea realizando lo que a la vez que estamos soñando: juntos como hermanos en la mesa para cenar.

viernes, 15 de junio de 2018

UNA ORACIÓN A LA MAÑANA O ¡A CUALQUIER HORA!


Lo que tú quieras
Señor,
como tú quieras, debe sucederme,
y como tú quieras, así quiero caminar,
ayúdame sólo a comprender tu voluntad.

Señor,
cuando tú quieras, entonces es el momento,
y cuando tú quieras, estoy preparado,
hoy y en toda la eternidad.

Señor,
lo que tú quieras, eso lo acepto,
y lo que tú quieras, es para mí ganancia,
basta con que yo sea tuyo.

Señor,
porque tú lo quieres, por eso es bueno,
y porque tú lo quieres, por eso tengo valor,
mi corazón descansa en tus manos

martes, 12 de junio de 2018

MAÑANA: SAN ANTONIO Y EL PAN DE LOS POBRES


San Antonio de Padua que no se llamaba originariamente Antonio (su nombre era Fernando) y había nacido en Portugal, es uno de los santos del Iglesia católica más populares. En cualquier templo, y en todos los lugares del mundo, siempre habrá una pequeña o gran estatua dedicada a este santo milagroso. Fue a la vez que un hombre muy sencillo y cercano, un gran intelectual y elocuente orador. Se hizo, después de ser agustino, fraile de San Francisco de Asís a quien conoció. Quizás sea la versión"light" del santo de Asís.

Mañana en esta parroquia del mismo nombre celebraremos su fiesta. Hoy por la tarde a las 8:15 tendrá lugar una interesantísima charla sobre "Una experiencia de evangelización en las islas Filipinas". Su interés está en, además de su amenidad,  por ser un exponente claro de las dificultades que el anuncio de evangelio de Jesús en el mundo hoy suceden. 

 Concelebrada por varios sacerdotes y  mañana a las 8 de la tarde la solemne Misa cantada por dos buenos coros. Al acabar la Eucaristía se bendecirán y repartirán los panecillos de San Antonio, llamado “El pan de los pobres” como signo de aquella cercanía en que el santo de Padua tenía siempre con los más desheredados. Todo será al final rematado por u sin breve recital de los coros “Resonare fibris" y "Santa María del Mar”.


Os invito a todos vosotros, mis amigos, y adelanto, a los Antonios y Antonias, mi felicitación onomástica.

lunes, 11 de junio de 2018

APUNT TELEVISIÓ VALENCIANA: AUTOBOMBO Y PROMOCIÓN



La tarde de ayer del domingo dediqué algún que otro rato a ver el arranque y estreno de la emisión de la antigua televisión valenciana (Canal9)  que ahora se llama Apunt. Aunque han sido las primeras horas de emisión no he visto nada nuevo y me ha aparecido algo ligero y soso como era antes. Sí, caras nuevas, imágenes brillantes, tecnologías modernas, todo con apariencia de recién estrenado pero por lo demás, como si fuera una emisión de otros tiempos. Sólo hubiera faltado que apareciese Monleón.


Ha sido una tarde aburrida de televisión, de muchas promesas por cumplir y además mucho autobombo. Parece que se aplaudían a si mismos por lo bien que lo van hacer. Quieren que sea una televisión de proximidad y ligereza que hable de la Comunidad Valenciana además fomentando el uso del valenciá además muy feminista. Todo muy políticamente correcto. Habrá que darle la oportunidad para ver cómo resulta todo al final. Pero con lo visto, esta tarde yo he exclamado: “Nihil sub sole!” Y me he preguntado si hace falta un canal más de televisión para la caja tonta.

domingo, 10 de junio de 2018

LA BUENA NOTICIA DE MI DOMINGO: MI NOMBRE


Nos llamas por nuestro nombre, tal y como somos, para construir el Reino. No te cansas ni te echas atrás. Nos llamas a todos, Señor, a cada uno de una forma, con una propuesta común y única a un tiempo: construir tu Reino, proclamar tu Evangelio, seguir tus pasos. Nos llamas cada día, con susurro y con grito...infinitamente paciente...

miércoles, 6 de junio de 2018

El VIERNES, UN GRAN CONCIERTO




Con motivo de la fiesta el próximo día 13 del presente, de San Antonio de Padua, nuestro titular de la Parroquia, el ORFEÓ VALENCIÀ, agrupación coral de gran prestigio en nuestra ciudad (antes, "Coral Navarro Reverter") ofrecerá el próximo viernes día 8 y a las 21.30 h. un gran concierto. Será en nuestro templo parroquial, de buen aforo y mejor acústica. La entrada es gratuita y desde aquí invito a todos mis amigos y también a los que les guste la mejor música. 


lunes, 4 de junio de 2018

POR MI CONCIENCIA Y HONOR Y SIN BIBLIA NI CRUCIFIJO



A ciertas personas religiosas les ha molestado que el nuevo y casi imprevisto Presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, que me parece que en  poco tiempo le sobrenombraremos “El breve”, haya tomado posesión jurando el cumplimiento de la Constitución Española, sin tener en la mesa el crucifijo y la biblia y haciéndolo por su conciencia y honor.

Me parece perfecto, además totalmente adecuado, aun cuando rompa la tradición de la todavía joven historia de nuestra democracia.

Yo no sé si él es creyente (supongo que no) pero aunque lo fuera, el crucifijo y la biblia implican una opción personal que no debe expresarse en los actos públicos que indiquen una orientación determinada. Ni “beato” ni hostil a las ideas religiosa de los demás: así me gusta que sea el que dirija el rumbo de mi país. "Dad al César lo que es del César y ..." Otros presidentes se acompañaron de esos símbolos religiosos y no podáramos afirmar que gobernaran muy cristianamente… 

Pero sí que tomo muy en serio que haya jurado por su conciencia y honor. La conciencia es el tabernáculo del corazón humano, y en él reside Dios. Su honor es un reto personal que él aduce, es su palabra de hombre y sospecho que sabrá mantenerla con entereza, fidelidad y firmeza. Si a cada uno de nosotros nos gusta que nuestra conciencia y honor nunca sean violados y siempre respetados por qué con él no hay que considerar lo mismo?
El ser humano es la obra más grande de Dios y en su conciencia y honor también él habita ¿Para qué entonces más símbolos religiosos?

domingo, 3 de junio de 2018

LA BUENA NOTICIA DE MI DOMINGO: CORPUS




Ahí dos modos de celebrar la fiesta del Corpus Christi. Internamente, desde la fe en Jesucristo, que me empuja a celebrar aquello que nos dejó en la última cena: el pan y el vino convertidos en cuerpo y sangre y repetirlo en la mesa de la familia cristiana para hacerlo presente, sentirme unido a toda la humanidad. Sacramento pues que es compromiso de comunidad, de entrega, de fraternidad. Vivirlo intensamente en mi interior es sin duda lo más importante.


Después, y si es manifestación de lo anterior, mejor, el Corpus como manifestación externa, llena de sabor cultural, histórico y tradicional que tantas ciudades por la tarde transcurre por sus calles. La procesión del Corpus es sin duda un bien cultural que no se debe perder pero que sin embargo puede adolecer de convertirse solamente en un bello espectáculo. Cuando en el desfile llega lo principal y primero que es el paso de la custodia, puede ocurrir que ésta con sus oros, inciensos y brillos oculte la hostia blanca donde quizá esté Jesucristo como lo estuvo en la última cena, lleno de angustiosos presentimientos, de lágrimas de despedida y de amor incondicional a nosotros.

sábado, 2 de junio de 2018

CAMBIO POLITICO: CONTRA PESIMISMO, ¡ESPERANZA!



Unos lo ven como una hecatombe, otros como un gran golpe de suerte. ¡Es una oscura tormenta que se cierne sobre nosotros, o es un amanecer o un arco iris que ya pinta el horizonte! ¡Lo peor que podía haber ocurrido, o ya era hora de que esto se acabara!.”¡Se fue el caimán, ha venido la gran esperanza blanca!” 

Estas son las situaciones de ánimo o pesimismo y las opiniones que da la gente que me rodea y que viven estos días a raíz del gran cambio político que ha habido en nuestro país. Según se sea conservador o progresista, se considere uno de derechas o de  izquierdas, o se  tenga un talante optimista y pesimista. No menciono si se es militante de un partido político concreto.


Y yo, ¿dónde estoy? Siempre he sido de un carácter muy moderado y he procurado, cuando hay mucho ruido de cambio, quitarme de en medio porque sumar más preocupaciones y cavilaciones a las situaciones muy incómodas y dificultosas no añade nada nuevo ni positivo al estado anímico de una persona. Pero junto a esa prudencial distancia que me gusta guardar (y que no es cierto miedo a afrontar la realidad) ante las coyunturas especiales, como siempre, he sido una persona llena de esperanza. Lo digo: el ayer ya no es mío, el presente que huye constantemente de no otros no lo es prácticamente. Pero sé muy bien que el futuro, que para mí está también en manos de Dios, es totalmente mío. Optimista por definición, creo que siempre nuestro mañana será mejor.

viernes, 1 de junio de 2018

SABER DIMITIR




No entiendo nada de futbol. Tampoco me gusta. No admiro a su héroes. Pero, como persona que recibo mensajes de los medios de comunicación y permeable a ellos, me entero de sus historias e histerias.

Así que Zidane, el admirado entrenador del Real Madrid, ha dimitido de su cargo cuando precisamente estaba en la cresta de la ola de los éxitos y triunfos del  famoso club de futbol. La noticia, que ha coincidido con la tormenta política bajo la que hoy no puede guarecerse España, casi ha sido solapada  y desviada.

La dimisión ha sido, según declara Zidane, por la enorme presión que estaba padeciendo, porque ha visto que en las cosas de su actividad futbolística debe haber un gran cambio. Me consta que el técnico deportivo argelino-francés es un hombre de una ética admirable. Su trayectoria, cuando era un futbolista en activo era ejemplar. Su forma de estar ante las cámaras lo denota. 


Y aquí viene lo que a mí me hace pensar, aunque no sea nada “futbolero”. Que lástima que muchos de nosotros no sepamos captar este ejemplo: que llegado un tiempo, en nuestras vidas, en nuestras actividades, en nuestra profesión, no sepamos retirarnos a tiempo, demos paso a otros, entendamos que todos tenemos unos límites. Tal vez perdamos  fama, prestigio, mas oportunidades de triunfo, pero será un paso en nuestro autoreconocimiento, de sosiego, de no sentirnos interpelados y estresados por nuevos retos. Esto lo pienso, como algo personal que he de aplicar a mi vida y también pensando en las cosa que están pasando en la alta política, y sobre todo, en mi ámbito eclesiástico, donde muchos de nosotros parecemos tener el sillón pegado al cuerpo, porque creemos poseer una misión “divina” e irremplazable que cumplir.